Excelencia Académica

Nuestro programa académico basado en competencias, logra que las alumnas sean capaces de relacionar lo que aprenden en el colegio con lo que ven en su vida diaria y académica, desarrollando así el razonamiento dirigido a la solución de problemas y toma de decisiones.

La educación por competencias se centra en el aprendizaje, no en la enseñanza, y su enfoque es una herramienta fundamental en nuestro modelo de formación integral, pues propicia el saber, la autoformación, la formación de las habilidades intelectuales y, sobretodo, la formación de virtudes y valores.

El objetivo del enfoque educativo por competencias es que la alumna aplique sus conocimientos, habilidades y actitudes en diferentes contextos o ambientes de aprendizaje. 

Para lograrlo se utilizan diferentes metodologías de aprendizaje, por ejemplo los proyectos, aprendizaje basado en problemas, diseño en ambientes de aprendizaje, la resolución de casos, entre otros. En todos ellos, la participación activa y proactiva de la alumna es indispensable, ya que debe mostrar la integración de habilidades intelectuales, sociales, personales y emocionales.

Al hablar de educación por competencias, nos referimos al tipo de enseñanza que ayuda a las alumnas a pensar para que sean personas de bien y actúen no sólo en su beneficio sino también en el de los demás. Partimos de que el aprendizaje es responsabilidad principal de la alumna. Nos orientamos a proyectar a la alumna como la principal protagonista y responsable de su propio proceso de aprendizaje, guiada y motivada por un formador que le impulsará a dar su máximo esfuerzo para desarrollar sus potencialidades.

El trabajo colaborativo es un elemento fundamental en nuestro modelo educativo, ya que ayuda a las alumnas a desarrollar habilidades requeridas en una sociedad cada vez más globalizada.